Por Juan José Enríquez

¿Se avecina una monarquía?

Tremendo agarrón sostuvo el senador de la República, Dante Alfonso Delgado Rannauro, luego de que en la Cámara de Senadores se aprobara la extensión de dos años más para que Arturo Zaldívar permanezca como presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

El congresista veracruzano y coordinador en el Senado por Movimiento Ciudadano, presentó su posicionamiento en contra de esta decisión, misma que calificó de incompatible con el Estado de derecho.

El veracruzano expresó su desagrado a las reformas promovidas, principalmente por Morena, a la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación y la Ley de Carrera Judicial del Poder Judicial de la Federación.

En un video que circula en redes sociales durante su intervención en el pleno, el ex gobernador veracruzano expone que ampliar el periodo del presidente de la SCJN, se da en medio de un contubernio entre el presidente Andrés Manuel López y el propio Arturo Zaldívar.

Tiempo atrás, el licenciado en Derecho advertía que el Ejecutivo federal pretendía intervenir de manera directa en otros poderes como es el Legislativo y ahora el Judicial. El que se amplié el periodo del presidente de la SCJN a modo, afectará la independencia de jueces y magistrados, al interior del poder Judicial, por lo que se vislumbra que el Poder se concentrará en una sola persona. Se llama Andrés Manuel López Obrador.

De acuerdo con la teoría de Montesquieu, deben existir tres poderes separados en tres ramas independientes y en tres áreas de responsabilidad distintas. Tres poderes en el que ninguno mandara sobre el resto. En un sistema de pesos y contrapesos.

El Legislativo que es el Parlamento, es elegido por el pueblo. Y el Parlamento, de acuerdo con la mayoría imperante, elige a su vez al Gobierno que recae en el Ejecutivo. El Legislativo elabora las leyes y esas leyes son las que los jueces deben administrar y aplicar en nombre del pueblo que es el Poder Judicial, donde reside la soberanía de la nación.

Montesquieu señaló “cuando en la misma persona o en el mismo cuerpo de magistratura la potestad legislativa y la potestad ejecutiva están reunidas, no puede haber libertad porque se puede temer que el mismo monarca o Senado y pueda hacer leyes tiránicas para ejecutarlas tiránicamente.

Lo que el Senador de MC ha querido advertir y que pocos lo ven así, porque están entretenidos con las campañas, el COVID-19, las novelas y el caso de Frida Sofía, es que el presidente Andrés Manuel pretende tener el poder de todo. Y centrar en una sola persona eso, se le llama absolutista. Ser un monarca. Y el absolutismo es una forma de gobierno autoritaria y déspota.

Por ende éste busca centralizar el poder en solo una persona, que normalmente por mayor jerarquía monárquica es el rey, ya que se encuentra cubierto por el derecho divino, el cual dice que el poder de gobernar era del rey porque dios así lo quiso y nadie puede refutar ese principio ni ponerlo en duda, esto atribuye a que todo lo que diga el rey es la ley y limita las garantías individuales de los ciudadanos.

Desafortunadamente, no siempre se ha logrado este equilibrio en administración, distribución del Poder, pues hemos padecido presidentes plenipotenciarios y congresos entreguistas.

“Ampliar el periodo del presidente de la SCJN para poder controlar este poder, en un ejercicio totalmente opaco, es inaudito e imperdonable. Que les quede claro: no vamos a permitir esta aberración política”, manifestó ante el pleno el congresista veracruzano, líder moral de Movimiento Ciudadano.

Dante Delgado, señaló que este ejercicio de ampliar dos años más en el periodo del presidente de la máxima tribuna en el país, causa horror y es una de las perores practicas jamás usadas por el llamado viejo régimen.

“El presidente de la Republica ha dicho que no son lo mismo y con esto, nos está demostrando que tiene razón, es peor, que los peores presidentes que ha tenido México. Ha ordenado a este poder que no le haga un cambio con una coma a una ley que va en contra de la innovación tecnológica, ha estado interviniendo solicitándolo al dócil presidente de la SCJ que investigue a jueces y magistrados que no votan conforme al designio del presidente de la república”.

Ante todo ello, Dante Delgado cuestionó a sus compañeros senadores sobre qué están haciendo para fortalecer la división de poderes.

“Da vergüenza los acuerdos construidos por mequetrefes que utilizando el poder presidencial y la intervención directa del Presidente de la Core, avasallan, dominan, subliman a senadores y senadoras que podrían levantar la voz, y que de manera sumisa y servil, le sirven a intereses de un gobierno autócrata que desea lastimar la dignidad de la justicia de este país. Por decoro, por dignidad exijo al presidente de la SCJN que no acepte esta aberración jurídica porque ninguna reforma puede ser en beneficio de persona alguna, y esto no puede permitirse”.

El haber incluido un transitorio en el que amplía por dos años el periodo del presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y de los consejeros de la Judicatura Federal, caldeó los ánimos entre los senadores presentes Dante Delgado y Juan Zepeda, de MC, así como de las priistas Beatriz Paredes y Claudia Ruiz Massieu y los panistas Xóchitl Gálvez y Damián Zepeda; este último, desde su escaño, calificó la acción como un “golpe de Estado al Senado”.

Existe pues, el riesgo de que con los ministros de la SCJN a favor, el presidente de la República amplíe su periodo de gobierno y el jefe del Ejecutivo sea el nuevo rey; Andrés Primero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.