Para quienes ven aún lejana la selección de candidatos o candidatas a la gubernatura de Veracruz, aquí les van estos datos.

–Los nombres de los postulados por los distintos partidos políticos para las elecciones de 2018, fueron dados a conocer un año antes.

–El 3 de diciembre de 2017, el secretario general del PAN, Carlos Valenzuela González, declaró: Miguel Ángel Yunes Márquez será el candidato de PAN-PRD-MC, no Dante Delgado.

–El 19 del mismo mes, Ramón Díaz Ávila, representante del Partido del Trabajo, informó que la alianza “Juntos Haremos Historia”, conformada por Morena-PES-PT, postularía a Cuitláhuac García.

–Y el 26 de diciembre de aquel año, Enrique Ochoa Reza, líder nacional del PRI, anunció la precandidatura de Pepe Yunes Zorrilla.

O sea, no se hagan bolas, antes de concluir este año sabremos quiénes serán candidatos y candidatas a la gubernatura.

En la elección de 2018 hubo dos Yunes en las boletas. En 2016  también aparecieron dos con este apellido.

El próximo año sólo un Yunes será nominado, Héctor, Pepe, Miguel o Fernando. ¿O ninguno de ellos? Vengan sus apuestas.

Por Morena continúan punteando Rocío Nahle García y Sergio Gutiérrez Luna. Los demás van muy atrás.

NI CÓMO AYUDARLO…

El año pasado, el exsenador Héctor Yunes Landa propuso al gobernador Cuitláhuac García Jiménez la creación de un cuerpo colegiado, para elaborar una agenda de emergencia y atender de manera inmediata la crisis de seguridad y gobernabilidad en el estado.

Como la respuesta fue el silencio absoluto, el también exdiputado presentó el lunes anterior una demanda de amparo contra Cuitláhuac García. ¿Cómo reaccionará el gobernador? Adivinaron, lo ignorará olímpicamente sea cual sea la decisión de la justicia federal.

–Déjese ayudar –dijo Héctor Yunes Landa al exponer su propuesta.

Es obvio, no responderá Cuitláhuac. Y Héctor debe sujetar al toro por los cuernos, convocar a la sociedad, incluyendo a todos los aspirantes a la gubernatura, trabajar por Veracruz y generar un movimiento de ciudadanos sin distingo de colores, sabores y siglas.

Ya después los partidos políticos escogerán a sus candidatos y acordarán si participan solos o en coalición. Por el momento se trata de luchar por Veracruz y paliar la crisis de seguridad y gobernabilidad, reflejada hoy en un inaudito baño de sangre.

En sí, la petición de Héctor Yunes no obtendrá respuesta del gobierno estatal y tampoco le será otorgado el amparo promovido contra el gobernador Cuitláhuac García.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *